Compartir

El proyecto de los Capitanes de Ciudad de México para convertirse en una franquicia de la NBA continúa cosechando éxitos y recibiendo señales positivas desde la liga del mejor baloncesto del mundo. Cada interacción con ejecutivos de la NBA refuerza la confianza en que pronto lograrán su objetivo.

Nuño Pérez-Pla, director de operaciones de los Capitanes, compartió con EFE que han avanzado considerablemente desde que se anunció en 2019 que serían el primer equipo fuera de Estados Unidos y Canadá en integrarse al sistema de la NBA. A pesar de los desafíos causados por la pandemia de COVID-19, el equipo mexicano debutó en la G-League en 2021 y finalmente pudo acoger partidos en Ciudad de México en 2022.

Los esfuerzos han dado frutos, con los Capitanes emergiendo como uno de los equipos más exitosos en la G-League, atrayendo a más aficionados y ofreciendo una experiencia de entretenimiento completa en los partidos.

Pérez-Pla destacó que convertirse en una franquicia de la NBA no solo abriría un mercado potencial de más de 120 millones de personas en México, sino que también serviría como un puente hacia América Latina, un mercado clave para la liga.

Con más de 26 millones de seguidores de la NBA en México y un mercado en crecimiento, los Capitanes se posicionan como una opción sólida para la expansión de la NBA, compitiendo con ciudades estadounidenses como Las Vegas y Seattle.

El equipo continúa trabajando para consolidarse como un negocio rentable, con la expectativa de aumentar sus fuentes de ingresos el próximo año a través de boletos, patrocinios, ventas de mercancía oficial y academias.

Con información de Agencias