Compartir

A seis meses del feminicidio de Debanhi Susana Escobar Bazaldúa, ocurrido en Nuevo León, su padre, Mario Escobar, criticó una vez más el desempeño de las autoridades y aseguró que “son unos cerdos” para hacer su trabajo.

Escobar dijo que el caso de su hija lo tuvo que tomar la Fiscalía General de la República (FGR) por las omisiones y fallas que se registraron desde la búsqueda de la joven, quien desapareció el pasado 9 de abril tras haber acudido a una fiesta en una quinta en el municipio de Escobedo.

Puedes leer: Papá de Debanhi Escobar exige la renuncia del fiscal de Nuevo León por negligencias en el caso

“Su trabajo (de la Fiscalía General del Estado) deja mucho qué desear, si lo definiera en tres palabras lo diría así: son unos cerdos, son unos cerdos para trabajar porque hubo muchas, pero muchas omisiones”, señaló en una entrevista.

Escobar recordó que el cuerpo de Debanhi Susana apareció en una cisterna en desuso del motel Nueva Castilla, 12 días después de su desaparición en la misma zona en donde había sido vista por última ocasión con vida, además de que el inmueble ya había sido cateado por personal de la Fiscalía estatal.

Otra falla consiste en que la Fiscalía determinó que la joven falleció a causa de una contusión profunda de cráneo, pero tras la exhumación de su cuerpo (por petición de su familia) una segunda autopsia demostró que murió de asfixia por sofocación.

“Nosotros les dijimos y demostramos con documentos que estaban equivocados y siguen con muchas equivocaciones”, afirmó.

Añadió que ahora el caso fue trasladado a la FGR y será responsabilidad de esta autoridad encontrar al o los culpables del feminicidio de la joven de 18 años, estudiante de la carrera de Derecho.

Escobar solicitó que la FGR tomara el caso de su hija, porque en Nuevo León ya no existían las condiciones para la investigación.

Recomendamos: Hallan restos humanos cerca de motel donde fue localizada Debanhi; fiscalía catea la casa de una empleada del lugar como parte de las indagatorias

“Estamos en el proceso de esperar el llamado de la FGR, porque ya no había condiciones para que la Fiscalía estatal siguiera con el caso”, señaló.

Agregó que tanto él como su esposa Dolores Bazaldúa han hablado con personal del gobierno federal que les ha mostrado empatía y les han dado la confianza de que no “soltarán” la investigación.

En el caso de la Fiscalía de Nuevo León, Mario Escobar dijo que esta dependencia retrasó la entrega de la carpeta de investigación que elaboró, por todas las omisiones y fallas en el proceso.

Aunque Debanhi Susana era la única hija de los maestros Mario Escobar y Dolores Bazaldúa, los padres de la joven aseguran no haber tenido tiempo de llorar su muerte porque han estado en “pie de lucha” buscando que se haga justicia.

“Ha sido muy difícil el proceso, no hemos tenido un duelo como debería de ser por las circunstancias del fallecimiento de Debanhi. A veces nos ponemos a pensar que anda de viaje y que pronto regresará”, confesó Escobar.

Además, comentó que ha sido duro aceptar la muerte de su hija, pero insistió en que no parará “hasta encontrar la justicia y la verdad”.

Los sueños de Debanhi se quedaron inconclusos ya que la joven aspiraba a ser abogada y modelo.

“Practicaba muchos deportes, practicó natación, gimnasia rítmica, taekwondó y oratoria. Tenía una perspectiva muy amplia de poder sobresalir en esta vida”, aseguró Escobar .

Te podría interesar: FGR atrae el caso de Debanhi Escobar: Fiscalía de Nuevo León entrega informes y dictámenes periciales

El caso ha despertado el interés de empresas productoras quieren su historia para plasmarla en una serie, libro o película.

“Se nos ha acercado mucha gente, no puedo decir que no”, compartió Mario Escobar, aunque señaló que ahora su prioridad es esclarecer el crimen y alcanzar la justicia.

Sin embargo, no está descartado por ejemplo una serie o documental. “Para que se diga toda la verdad de parte de los padres: Mario y de Dolores”, mencionó.

No obstante, aclaró que no buscarían intereses monetarios porque los dividendos los donarían a una causa altruista.

El padre de familia aclaró que sería incapaz de lucrar con su hija.

“Tendríamos que platicarlo los dos (él y su esposa) para ver cuáles son los pros y los contras y si sale algún dividendo hacer cosas altruistas”, puntualizó.

Con información de EFE