Compartir

Derivado de las reuniones del líder de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE), Joel Ayala Almeida, con las autoridades gubernamentales, se determinó que los trabajadores del sector público regresarán gradualmente a sus centros de trabajo.

Los empleados del Gobierno Federal retornarán a sus oficinas bajo estrictas medidas de seguridad sanitaria, conforme se establece en el “Acuerdo por el que se determinan los criterios para la administración de los recursos humanos en las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal”, publicado en el Diario Oficial de la Federación.

Sobre este Acuerdo, el líder de la FSTSE, que agrupa a 82 sindicatos, reconoció los ordenamientos girados a la SFP para responder a las inquietudes manifiestas por los trabajadores al servicio del Estado, en su retorno presencial a laborar.

El Acuerdo publicado en el DOF señala que conforme a las necesidades del servicio y sin alterar el debido cumplimiento de las funciones institucionales, los Titulares de la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y de las Unidades de Administración y Finanzas o equivalentes en la Administración Pública Federal, podrán autorizar o facilitar a los servidores públicos, que tienen su esquema completo de inmunización contra el COVID-19, el regreso a las labores en forma presencial.

Precisa que se deberán respetar las medidas sanitarias y de sana distancia determinadas por la Secretaría de Salud; en estos casos y, antes de su reincorporación, deberá aplicarse una prueba de detección de COVID-19.

Se podrá autorizar el trabajo a distancia -en aquellos casos en los que sea posible y no se altere el debido cumplimiento de sus funciones- a las personas servidoras públicas que están en lista de espera para concluir su proceso de inmunización; así como a aquellas con discapacidad, mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, y personas con enfermedades crónicas consideradas de riesgo por las autoridades de salud.

Las administraciones de recursos humanos de las dependencias podrán también establecer días de trabajo presencial y a distancia alternados, entre el personal que integra las distintas unidades administrativas, procurando asegurar en todo tiempo las medidas sanitarias recomendadas por la Secretaría de Salud, lo cual evitará concentraciones de los servidores en las áreas de trabajo.

Subraya el Acuerdo que para el caso de los días de trabajo presencial, se podrán establecer horarios escalonados para la asistencia a los centros de trabajo, procurando asegurar las medidas sanitarias recomendadas por la Secretaría de Salud.

Sin duda, estas acciones que son resultado de constructivas pláticas del Joel Ayala con las autoridades del Poder Ejecutivo, son un logro que se traducirá en mayor protección de la salud de los trabajadores al servicio del Estado

CON EL OBJETO DE REDUCIR EL RIESGO DE CONTAGIO Y DISPERSIÓN DEL

En una carta enviada al presidente Andrés Manuel López Obrador, el líder nacional de la FSTSE, Joel Ayala Almeida, dijo que valora los ordenamientos girados a la SFP para responder a las inquietudes manifiestas por los trabajadores al servicio del Estado, en su retorno presencial a laborar.

«La respuesta inmediata y puntual marca una vez más su convicción social en apego a los derechos humanos, derechos laborales que para la FSTSE que agrupa a 82 sindicatos y que tiene representación territorial en todo el país,

Que en las últimas semanas se observa un repunte de casos de contagio ocasionado por la variación del SARS-CoV2 denominada Delta, la cual, según la Organización Mundial de la Salud, es peligrosa y continúa evolucionando, mutando y esparciéndose rápidamente en países con altos y bajos niveles de vacunación contra Covid-19, por lo cual se requiere evaluar constantemente y ajustar de manera cuidadosa la respuesta sanitaria;

Que resulta necesario garantizar el adecuado desempeño de la función pública bajo el principio de la buena administración, propiciando de forma paralela un escenario que permita procurar la seguridad y la salud de las personas servidoras públicas y sus familias de acuerdo con la evolución de la pandemia, por lo que se considera viable continuar con el esquema de trabajo a distancia de los servidores públicos de la Administración Pública Federal, cuando la naturaleza de sus funciones así lo permita, sin alterar el cumplimiento de los objetivos institucionales, y en aquellos casos en que esto no sea factible, laborar de manera presencial en días y/o horarios escalonados, en concordancia con las medidas sanitarias recomendadas por la Secretaría de Salud, por lo que he tenido a bien expedir el siguiente:

ACUERDO POR EL QUE SE DETERMINAN LOS CRITERIOS PARA LA ADMINISTRACIÓN DE LOS

RECURSOS HUMANOS EN LAS DEPENDENCIAS Y ENTIDADES DE LA ADMINISTRACIÓN PÚBLICA

FEDERAL CON EL OBJETO DE REDUCIR EL RIESGO DE CONTAGIO Y DISPERSIÓN DEL

CORONAVIRUS SARS-COV2

Artículo Primero.- De conformidad con las necesidades del servicio y sin alterar el debido cumplimiento de las funciones institucionales que garanticen en todo momento la prestación de los servicios públicos de manera permanente y oportuna, los Titulares de la Oficialía Mayor de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y de las Unidades de Administración y Finanzas o equivalentes en la Administración Pública Federal, podrán autorizar o facilitar a las personas servidoras públicas:

El regreso a las labores presenciales en las instalaciones físicas de las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal, de todos aquellos servidores públicos que concluyeron el proceso de inmunización contra el COVID-19,

respetando las medidas sanitarias y de sana distancia determinadas por la Secretaría de Salud; en estos casos, antes de su reincorporación, deberá aplicarse una prueba de detección de COVID-19. Lo anterior no implica la exclusión de las medidas determinadas en las fracciones II a IV subsecuentes, para los casos de riesgo por brote de contagios en los centros de trabajo;

El trabajo a distancia -en aquellos casos en los que sea posible y no se altere el debido cumplimiento de sus funciones- a las personas servidoras públicas que están en lista de espera para concluir su proceso de inmunización; así como a aquellas con discapacidad, mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, y personas con enfermedades crónicas consideradas de riesgo por las autoridades de salud, tales como obesidad mórbida, diabetes mellitus, hipertensión arterial, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, asma, enfermedades cerebrovasculares, infección por VIH, enfermedad renal crónica, estados patológicos que requieren inmunosupresión, y cáncer en tratamiento;

Días de trabajo presencial y a distancia alternados, entre el personal que integra las distintas unidades administrativas, procurando asegurar en todo tiempo las medidas sanitarias recomendadas por la Secretaría de Salud;

Para el caso de los días de trabajo presencial, se podrán establecer horarios escalonados para la asistencia a los centros de trabajo, procurando asegurar las medidas sanitarias recomendadas por la Secretaría de Salud;

El uso de las tecnologías de información y comunicación para la realización de sesiones y reuniones de trabajo, acciones de capacitación y similares a efecto de minimizar el traslado, contacto y riesgo de contagio entre las personas servidoras públicas; y

La disponibilidad en el horario laboral de servicios preventivos de salud, medidas de higiene, filtros de supervisión y sana distancia, así como los insumos necesarios acordes con los «Lineamientos Técnicos de Seguridad Sanitaria en el Entorno Laboral» y el «Lineamiento general para la mitigación y prevención de COVID-19 en espacios públicos cerrados».

FSTSE

La Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado (FSTSE) informó que los trabajadores regresarán gradualmente y seguridad sanitaria a sus centros de labores, como lo indica un acuerdo publicado por la Secretaría de la Función Pública.

En una carta enviada al presidente Andrés Manuel López Obrador, el líder nacional de la FSTSE, Joel Ayala Almeida, dijo que valora los ordenamientos girados a la SFP para responder a las inquietudes manifiestas por los trabajadores al servicio del Estado, en su retorno presencial a laborar.

«La respuesta inmediata y puntual marca una vez más su convicción social en apego a los derechos humanos, derechos laborales que para la FSTSE que agrupa a 82 sindicatos y que tiene representación territorial en todo el país, representa una vinculación plena con la vigencia del Seguro de Protección Sanitaria», cita la misiva.

Ante el retorno a las labores en forma gradual y segura, reconocemos su liderazgo que se concreta en el contenido del decreto emitido este viernes 30 de julio, el cual describe puntualmente la salvaguarda de la seguridad en salud para los Trabajadores al Servicio del Estado y sus familias, recalcando lo siguientes contenidos:

1- Vacunación integral a todos los Trabajadores al Servicio del Estado.

2.- Dotación de insumos tales como: (caretas, cubrebocas, guantes, y otros protectores)

3.- Realización periódica de pruebas para detectar posibles contagios de Covid-19

4.- Sanitización y fumigación de los inmuebles en las áreas de trabajo.

5.- Previo a su retorno a las actividades laborales tendrán que practicarse pruebas Covid, donde la pretensión fundamental tiene un objetivo: lograr cero contagios.

A nombre de los trabajadores al servicio del Estado, Joel Ayala reiteró al presidente López Obrador la permanente colaboración con las instituciones del país y con la propia Presidencia de la República.