Compartir

Para poder ingresar a las playas de Sonora durante esta Semana Santa y Semana de Pascua la Secretaría de Salud estatal aprobó hacer obligatoria la presentación de una prueba de COVID-19 con resultado negativo.

Enrique Clausen Iberri, secretario de salud, detalló que dicha medida busca frenar el alza de los contagios de COVID-19 en la entidad, así como la letalidad y la saturación hospitalaria que se ha presentado durante los últimos días.

A partir del 26 de marzo al 11 de abril, se solicitará una prueba negativa de COVID-19 no mayor de 72 horas de expedición por laboratorio y además del ticket de pago en original y copia, también reservación de hospedaje o comprobante de domicilio para residentes.

Además, las playas cerrarán a las 10:00 de la noche y no se permitirá acampar en ellas.

Los eventos masivos serán suspendidos, mientras que la venta de cerveza en la playa y el acceso de visitantes será de 6:00 de la mañana a 3:00 de la tarde.

FUENTE: AGENCIAS

CANDELERO, 20-03-2021