Compartir

El Taj Mahal, monumento emblemático de India, reabrió sus puertas tras seis meses de cierre debido al Covid-19, en un país que busca recuperar una cierta normalidad pese al aumento de contagios.

India, con 1.300 millones de habitantes, ha registrado hasta la fecha más de 5.4 millones de casos de coronavirus, convirtiéndose en el segundo país más golpeado por la enfermedad después de Estados Unidos. El gigante asiático registra cerca de 100 mil nuevos casos cada día.

Pero tras el confinamiento nacional decretado a finales de marzo, y suavizado a partir de junio, el primer ministro, Narendra Modi, no quiere volver a imponer restricciones estrictas, como sí lo están haciendo otros países.

En un intento de relanzar la economía, el gobierno indio está suprimiendo poco a poco las limitaciones impuestas en vuelos, trenes, mercados, y restaurantes.

En este sentido, autorizó a abrir de nuevo, a partir de este lunes, el Taj Mahal, cerrado desde el 17 de marzo.

“Tanta gente perdió su trabajo durante el confinamiento. La gente ha sufrido mucho y ya es hora de que el país reabra totalmente”, dijo a la AFP, Ayub Cheikh, un empleado de banca de 35 años, que fue a visitar el monumento, con su esposa y su bebé.

“No tenemos miedo del virus. Si tenemos que contagiarnos, nos contagiará”.

FUENTE ; AGENCIAS

CANDELERO 21-09-2020