Compartir

El entrenador Alejandro Pérez se declaró un afortunado por resultar campeón en su primer año como entrenador en el Ascenso MX del futbol mexicano, al conducir a Alebrijes de Oaxaca a la coronación en el Torneo Apertura 2019.

Alebrijes igualó 2-2 con Cañeros de Zacatepec en el encuentro de vuelta de la serie final y con marcador global de 5-3 levantó el trofeo de campeón de este circuito.

En medio de la euforia se mostró ecuánime al decir que la obtención del trofeo “no es nada más Alejandro Pérez, es Alebrijes con todos sus jugadores, directivos, demás integrantes del cuerpo técnico y la afición que apoyó en todo momento esta noche y en los demás partidos”.

Consideró que es justa la obtención del trofeo, porque el equipo terminó en primer lugar en la tabla general de la campaña regular. «Salimos a demostrar el por qué fuimos los mejores en la mayor parte del torneo».

Dijo que la celebración de la coronación se extender durante la noche, pero a partir del sábado empieza a trabajar para planear el trabajo de su equipo después de unas breves vacaciones de sus jugadores.

A su vez, el delantero Diego Jiménez compartió que el equipo se rompió el alma y el corazón para llegar a esta coronación, y en lo personal dio gracias a Dios porque le dio la oportunidad de jugar y ganar esta final.

El capitán Arturo Ledesma, acompañado de su esposa y su bebé, expresó que “son mi motor” para dar lo mejor y más con el gol que sirvió para sellar el 2-2 en el encuentro de vuelta y el marcador global de 5-3.

FUENTE ; NOTIMEX , CANDELERO 07-12-19