Compartir

El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), Gustavo de Hoyos Walther, dijo que las decisiones tomadas por el gobierno federal en Culiacán, Sinaloa, en donde se liberó al hijo de ‘El Chapo’ Guzmán, son desafortunadas y ponen en duda la eficacia de su estrategia.

El empresario indicó que ningún tipo de persona o grupo puede retar de manera impune al Estado mexicano.

«Nos parece que las decisiones tácticas que se tomaron el día de ayer son absolutamente desafortunadas, ningún grupo o persona puede retar de manera impune al Estado mexicano», señaló.

Agregó que “bajo ninguna circunstancia podemos aceptar que una situación de fuerza del momento, pueda significar una rendición, un cálculo de retirada por parte del Gobierno federal”.

Gustavo de Hoyos Walther hizo un llamado respetuoso y firme al presidente López Obrador para reflexione sobre cómo atender estos eventos.

«Que reflexione sobre cómo tiene que atender este tipo de eventos, porque si la señal que impera es la de que cualquier grupo delincuencial puede retar a las capacidades del Ejército, la Guardia Nacional y la Marina, vamos a ver una escalada de violencia».

«Hacemos el llamado al Presidente para que haga una revaloración profunda de cuál es la estrategia de seguridad», abundó.

Recordó que la Coparmex respaldó la creación de la Guardia Nacional y que «como todos los mexicanos, estamos preocupados por los eventos que ocurrieron ayer en Sinaloa, hemos sido claros en el respaldo a las acciones de seguridad que ha tomado el Gobierno federal».

REFORMA, CANDELERO, 18-10-19.