Compartir

Este 2019 se cumplen once años del ataque al Grito de Independencia de Morelia, Michoacán, que con ocho muertos y más de 100 heridos sigue sin esclarecerse.

Después de que Leonel Godoy Rangel, entonces gobernador de Michoacán, gritó su último “¡Viva México!” la noche del 15 de septiembre de 2008, una granada de fragmentación explotó en la Plaza Melchor Ocampo, con alrededor de 30 mil personas congregadas, provocando una estampida.

A decir de un testigo, el primer explosivo fue lanzado contra una patrulla, pero rebotó y fue a dar contra la multitud.

En su calidad de presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa se trasladó al estado y declaró que los responsables eran unos “cobardes y miserables”, y ordenó una exhaustiva investigación que arrojó que pudieron ser tres los autores del atentado.

Días después se detuvo a dos hombres, de quienes se aseguró, eran sicarios de Los Zetas. No obstante, meses después fueron liberados al conocerse que fueron torturados para declararse culpables.

Tanto el Gobierno de Michoacán como el Federal prometió ayuda a los deudos y personas heridas, sin embargo, para 2018, cuando se cumplieron los primeros 10 años del atentado, se informó que las víctimas no recibieron nada.

El nuevo gobernador Silvano Aureoles participó en una conmemoración del hecho, donde aseguró a las familias afectadas que “no están solas y no las dejaremos desprotegidas”.

FUENTE: NOTIMEX, CANDELERO, 15-09-19.