Escritor Rafael Pérez Gay hace ejercicio de “Arde memoria”

Una selección de sus cuentos, relatos y piezas narrativas fue lo que hizo el escritor y periodista Rafael Pérez-Gay para integrar su más reciente libro, “Arde memoria”, textos en los que de todas maneras existe un puente que los relaciona, explicó el propio autor.

En entrevista con Notimex, el también autor de libros como “Esta vez para siempre” y “Llamadas nocturnas” explicó que ese vaso comunicante es la memoria a que hace mención el título del volumen, donde afirma: “cada quien recuerda de una forma diferente, ése es el rasgo extraordinario de la memoria”.

Durante la charla con esta agencia refirió que el primer capítulo del libro, publicado por el sello Tusquets, se llama “Mundos paralelos”, que plasma relatos de viajes al interior de uno mismo, en los cuales los personajes se preguntan los misterios de su vida, sobre del destino y hasta dónde llegarán.

Le sigue un capítulo que lleva por nombre “Abismos”, que reúne cuentos, mismos que se desprenden del libro “Paraísos rudos de roer”, del cual eligió tres relatos, los cuales son los titulados “Venimos de la tierra de los muertos”, “Un género diabólico” y “Bondage”.

Describió a estos trabajos como “abismos”, porque abordan situaciones límites, y puso como ejemplo “Venimos de la tierra de los muertos”, donde espíritus y médiums entablan una comunicación entre personajes de 1901 con otros de 2000.

Mientras que en “Un género diabólico” trata de un escritor que no quiere ser periodista, pero lo debe ser porque necesita dinero, y se dedica a cubrir la lucha sexual mexicana y le ocurren innumerables cosas que incluyen violencia, secuestro y otras más.

Con relación a “Bondage”, Pérez Gay señaló que entabla un paralelismo entre una mujer enferma que por lo mismo se encuentra en cama y un hombre que ha pasado por una situación que está relacionada con el sexo violento.

El libro continúa con el capítulo “Relatos súbitos”, que “son breves textos que tienen que ver con la Ciudad de México, en la forma en que se vive, los hijos, los problemas cotidianos, que van revelando los objetos cotidianos que se revelan y aparecen numerables personajes urbanos”.

Respecto al siguiente apartado, “Del corazón a mis asuntos”, el también autor de libros como “El corazón es un gitano” y “El cerebro de mi hermano” acotó que es una parte melancólica, triste, y subrayó que “Arde memoria” es un viaje al pasado, es un ejercicio de memoria, es recodar aquel joven que escribió entonces.

El volumen mostrará que “dejé de creer en el falso dilema de periodismo-literatura, creo que el periodismo debe estar escrito con la vocación imaginativa del relato y la literatura debe tener la contundencia y la claridad del periodismo, desde allá vengo, exactamente del periodismo literario, también del periodismo como observación de la realidad y de esto trata, más o menos parte de mí”, concluyó.

NOTIMEX, CANDELERO, 07-02-18.