Los Dodgers ganan el partido más largo en una Serie Mundial

Los Dodgers de Los Ángeles ganaron por 3-2 el tercer partido de la Serie Mundial de béisbol contra los Red Sox de Boston celebrado en su campo tras más de siete horas de juego y 18 entradas que lo convirtieron en el más largo en la historia de las finales de la MLB.
 
Tras 7 horas, 20 minutos y 561 lanzamientos, Max Muncy conectó a Nathan Eovaldi, quien se encontraba en su séptima entrada de relevo, y logró un ‘home run’ que le dio la victoria a los Dodgers. Antes de este partido, el más largo disputado en una Serie Mundial había durado seis horas y 23 minutos.
 
Los Red Sox aún lideran la final por 2 victorias a 1, pero los Dodgers pueden igualarla el sábado si ganan el cuarto partido que tendrá lugar nuevamente en el Dodger Stadium.
 
El equipo de Boston, el mejor de la temporada regular con 108 victorias, tuvo varias opciones de lograr su tercer triunfo en un partido lleno de errores y giros. Tomó la delantera en la 13ª entrada por medio de Max Muncy, pero el lanzamiento de segunda base de Ian Kinsler en una doble de cuatro por Yasiel Puig permitió que los Dodgers anotaran la carrera del empate (2-2). Finalmente fue el mismo Muncy quien le dio la victoria al equipo californiano en la 18ª entrada.
 
El primero que llegue a cuatro victorias ganará el título. Los Red Sox aspiran al noveno de su historia, el primero desde 2013, mientras que la sexta y última coronación de los Dodgers se remonta a 1988.
 
FUENTE NOTIMEX-CANDELERO 27-10-18