A ella…. Sí, a Bety

En las nubes                                                                                                                                

Carlos Ravelo Galindo, afirma: Si ella viviera cumpliríamos hoy 65 años de matrimonio.                                                                   

Y ahora  algo que leímos y  nos cautivó. Evoca su presencia.                                                                       

Fuiste lo maravilloso de la esencia y de autenticidad, ahora.                                      

Este es un regalo que no todo el mundo recibe. No es algo que puedas tocar, sino que es algo por lo que definitivamente "serás tocado".                                                                                                                

Algo que  recordará una de las cosas más importantes de la vida, que no se deben olvidar.                                                                            

Quiero compartir este mensaje contigo porque eres tal y como eres. En esencia tú. Hoy quiero decirte que te valoro y quiero.                                        

Piensa en todas las personas que viven o vivieron en nuestro planeta desde el principio de los tiempos.
Ninguna de ellas  como tú.                                                                        

¡Qué cosa más milagrosa!
Nadie tiene los mismos talentos, habilidades, preocupaciones u oportunidades.                                                                                       

Nadie tiene los mismos amigos, la misma familia o los mismos conocidos.
Nadie tiene tu misma huella                                                   

Nadie tiene los mismos retos ni los mismos objetivos que tú.
¡Nadie! Eres única. Acepta y disfruta de eso que te hace única. 
No pretendas ser como esperan que seas. No tengas miedo de ser diferente.
Nadie en el mundo tiene las mismas cosas en la mente, en el alma o en el espíritu que tú. Este es un regalo sólo para ti. Piénsalo y reflexiona sobre tu autenticidad.
Nadie puede hablar con tus palabras.
Nadie puede sonreír con tu sonrisa.                                               

Nadie impacta en las personas como tú.
Disfruta de lo que te hace realmente única. Deja que fluya hacia fuera y toque a tu familia, amigos y a todas las personas que encuentres por el camino.                                                                        

Inspírate en el hecho de serY nunca trates de cambiar eso.
Sigue como eres,  te valoramos por ser así. Nunca lo dudes.                                                                                

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.,