Hace 30 años era fundamental la información radiofónica

Textos en libertad

(3ª. y última parte)

Por José Antonio Aspiros Villagómez

En la actualidad no existen fronteras para la información. Fueron rotas por las nuevas tecnologías, que sólo son controladas en los países con dictaduras. Las redes y los sitios web son a la vez tanto las fuentes como los medios de difusión, y tienen una presencia y un futuro al parecer ilimitados.

Pero en el pasado, hace sólo 30 años, el panorama era distinto y tanto la radio como la televisión tenían fuerte presencia informativa. Un texto de entonces, que preparó este tecleador para su medio laboral, la Agencia Notimex, lo constata así:

“México, abril 1986 (Notimex).- Aun cuando la radiodifusión comercial se inició en Estados Unidos en 1920, a 66 años de distancia su tecnología es un patrimonio mundial y su importancia no ha perdido vigencia frente a los avances de otros medios como la televisión y el videocasete.

“Esta verdad tiene una dimensión especial en los países que, por sus condiciones de subdesarrollo, requieren de una difusión radial de la información y la cultura, ante una realidad de grandes masas iletradas sin acceso a periódicos ni libros, lo mismo que sin recursos para acceder a la televisión.

“En México se da un cuadro muy contrastado pues, a pesar de que se cuenta ya con la tecnología de los satélites de comunicaciones (Sistema Morelos), aún existen porcentajes importantes tanto de analfabetismo como de monolingüismo autóctono. De ahí se deriva la importancia de los noticiarios radiofónicos que, en tres barras de diez minutos diariamente, difunde Notimex, Agencia mexicana de Noticias, a través de diversas emisoras del país.

“En la actualidad, Notimex está ofreciendo noticiarios ya listos para su captura y difusión, que permiten a los suscriptores un ahorro considerable en los cada vez más elevados costos de producción, pero también dispone del paquete de noticias por canal de voz, microondas o satélite. El servicio tiene una cobertura integral en la que nada está descuidado; por ejemplo, incluye cápsulas informativas sobre el Mundial de Futbol México 86.

“Personal técnico y periodístico especializado en radio y televisión tiene a su cargo los servicios correspondientes. En el campo televisivo, la TV mexicana ha recibido oportunamente la información de audio y video de los corresponsales que Notimex tiene tanto en la República mexicana como en las principales capitales del mundo.

“Y para una información rápida y breve, el público en general tiene acceso directo y gratuito al único servicio en México de noticias por teléfono, Notifono, que desde su fundación en 1976 ha estado “al aire” ininterrumpidamente las 24 horas del día”.

Aquí termina la transcripción de tres de los cuatro textos de este tecleador para el periódico promocional “Notimex”, de junio de 1986. Dos se publicaron y dos fueron reelaborados, entre ellos éste sobre radio y televisión.

Importa decir que Notimex tuvo desde sus inicios en 1968 una fuerte presencia en radio y televisión, principalmente a través de Radio México y las empresas Telesistema Mexicano (hoy Televisa) y Televisión Independiente de México e Imevisión (hoy Televisión Azteca), pero cuando estas empresas crearon sus propias áreas de producción informativa, los servicios de radio y tv de la agencia fueron decayendo hasta casi desaparecer.

Empero, después de aquel 1986 a que se refiere el texto transcrito, Notimex firmó un convenio con el Instituto Nacional Indigenista para dar servicio informativo en sus propias lenguas a las emisoras de las comunidades autóctonas del país, tal como se detalla en el ensayo ‘La imagen sexenal de México en el mundo’, que terminamos de escribir hace un año y apenas ha tenido dos o tres lectores.

(La segunda parte se tituló ‘Cuando Internet no era la panacea’)