Cuauhtémoc el más duro rival en 2018

Blanco pinta de negro candidatura de Graco Ramírez en San Lázaro

Por: Eusebio Gimeno

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Al solicitar en San Lázaro, Juicio Político contra el gobernador de Morelos Graco Ramírez, el alcalde de Cuernavaca desdibujó el proyecto candidatura presidencial por el PRD que persigue el tabasqueño.

Y es que ningún ciudadano que esté Sub Judice puede obtener una candidatura de ninguna clase, mucho menos la presidencial.

Le salió caro al gobernador de Morelos que su hijo Rodrigo Gayosso haya lanzado por televisión frenéticas acusaciones sin fundamento contra el Secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong.

Esto después que la Suprema Corte admitió la controversia constitucional interpuesta por Blanco Bravo, contra el operativo planeado desde el PRD para destituir de la alcaldía al ex número 10 de la Selección Mexicana de Futbol.

Recordemos que Graco puso en manos de su hijo la dirigencia del PRD del Estado, y que desde allí Rodrigo manipuló, compró manoseó, y ordenó un intento de Juicio Político contra Cuauhtémoc asunto que fue frenado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación, lo que en el lenguaje desmesurado del líder perredista local significa que Miguel Osorio Chong, el poderoso secretario de Gobernación es quien está detrás de Cuauhtémoc, aunque no pudo probarlo.

Hoy les reviran, y se cumple la ley del Karma, “tus acciones se te regresan en contra, y lo que hagas, pronto te harán a ti”.

Ya el presidente de la Cámara de Diputados de San Lázaro, Javier Bolaños Aguilar anuncia que se recibió en la Oficialía de Partes la solicitud de Juicio contra Graco Ramírez y que solo esperan que se presente Blanco en persona a ratificar la denuncia para que se le de curso legal y el Juicio pase a las Comisiones de Gobernación y Gran Jurado.

Kronos dijo en su entrega anterior que Cuauhtémoc no está solo, que pertenece al equipo de Televisa y que Emilio Azcárraga Jean no sería indiferente a los ataques injustos y abusivos que desde la gubernatura dirigen contra Cuauhtémoc. Dijimos entonces: Algo pasará…..habrá una llamada telefónica y no podrán derrocarlo.

La realidad nos da la razón, algo sucedió, quizá sea Miguel Osorio Chong –como acusa Gayosso sin pruebas- pero el secretario más influyente de México no actúa solo, tuvo que recibir una instrucción de Los Pinos. No olvidemos que Enrique Peña Nieto y la Gaviota tienen una gran cercanía y complicidad con Televisa.

En otras palabras, Cuauhtémoc Blanco no es cualquier ratoncito verde del TRI, es una figura internacional que tiene mucho peso político, y lo que le pase se sigue en las noticias de los principales diarios y noticieros del planeta.

Graco y su hijo no midieron la potencia e influencias políticas y populares de Cuauhtémoc. Eligieron mal a su rival y hoy están pagando las consecuencias de su ambición. Gayosso mostró su lealtad y agradecimiento a su padrastro, y no tuvo empacho en reconocer públicamente a Graco a quien identifica como su padre original y su maestro, en una declaración ante Ciro Gómez Leyva, en la que tácitamente desconoce a su padre biológico el señor Guillermo Gayosso, refugiado en Morelos, (que por cierto tiene dictadas dos órdenes de aprehensión, las cuales fueron detenidas y bloqueadas, sin duda por “órden superior” cuando Rodrigo Dorantes era Procurador del Estado).

Pero eso es harina de otro costal y pronto saldrá a la luz una negra historia delincuencial en la que las autoridades de la Ciudad de México implican a Gayosso padre, hoy protegido por el gobernador Graco Ramírez Garrido quien se casó con su ex esposa, madre de su hijo Rodrigo. Sino… al tiempo.

A Graco y Rodrigo Gayosso, uno gobernador de Morelos y el otro presidente del PRD estatal designado por su padrastro, son prisioneros de la ansiedad y de la codicia por apoderarse de los negocios de Cuernavaca y de paso quitar de en medio a

Cuauhtémoc, el más duro rival que tendrán todos los partidos políticos en Morelos en 2018, ya les cuesta y les costará más cara la perversa campaña que destararon contra Cuauhtémoc quien hoy, bien asesorado, presenta una bien sustentada petición de Juicio Político en la Cámara de Diputados en San Lázaro contra el gobernador morelense, por las reiteradas violaciones a la Constitución.

Graco Ramírez es acusado por Blanco de manosear y someter a los tres poderes de la entidad, para cumplir y obtener sus caprichos administrativos, como imponer el Mando Único, y tratar de enjuiciar políticamente a alguien que ya había sido exonerado por el Tribunal Estatal Electoral a causa de su residencia en la ciudad capital.

De esto va a correr mucha tinta en las semanas que siguen. Lo que es totalmente cierto es que Cuauhtémoc es el candidato a vencer en 2018.