Gobernación, o los límites de la desigualdad

Por Ángel Álvaro Peña

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Facebook: PoliticosAD

Alma Grande

Resulta por demás un reto complejo armonizar al interior de un país en época de campañas, más aún cuando las fuerzas políticas anuncian competitividad entre iguales y, por si fuera poco, los punteros son tres frentes conformados por tres partidos cada uno. Es una especie de tres de tres pero electoral.

Sin duda al interior de cada frente habrá diferencias que exigen de una armonía interna que muchas veces no logran. Pero en el lenguaje electoral, dónde al parecer ahora todo se vale, es necesario que esa agresión no llegue a la sociedad y de esto se encarga el secretario de gobernación, que vela por esa paz social que en México ha sido una constante.

Sobre todo si comparamos a nuestro país con otros donde las elecciones son motivo de guerras entre grupos enemigos e incluso entre militantes de diferentes partidos.

La labor de Navarrete Prida es fundamental para salvaguardar la paz social en momentos en que los ánimos de los mexicanos se encienden ante unos comicios que se antojan competidos y de pronóstico reservado.

Sin embargo, la paz social no es la única tarea prioritaria de un Secretario de Gobernación en México. Es puente de comunicación entre la sociedad y el gobierno y un esencial conducto entre los tres niveles de gobierno que tienen sus propias diferencias y sus similitudes. Pero que en unas y otras debe crear solidez y fortaleza a gobernados y gobernantes.

Sin duda desde que llegó lo ha hecho Navarrete Prida, echando mano de su experiencia en la administración pública y en la política que no es lo mismo. Lo vemos con la realidad de México.

Navarrete Prida es un abogado egresado de la UNAM, un político que conoce desde hace muchos años los entretejidos de una manera muy singular de llevar adelante un país.

Cuando laboró de 1998 a 2000, como Subprocurador de Procesamientos Penales de la PGR, puso su trabajo al servicio de la justicia, pero, al mismo tiempo, tuvo como jefe a uno de los teóricos más importantes de la política mexicana, Jorge Carpizo, quien fuera también rector de la UNAM y un brillante catedrático, un político culto, tan escaso en estos momentos, y que esta característica identifica también la personalidad del actual Secretario de Gobernación.

Para el actual Secretario de Gobernación las oficinas de Bucareli no le son ajenas. Ahí estuvo a principios de los 90 como secretario particular de Jorge Carpizo.

En días pasados el Secretario de Gobernación realizó un análisis sobre la situación de la violencia en México donde señala que organizaciones criminales vinculadas al narcotráfico están tratando de intimidar o de imponer candidatos a puestos de elección popular en algunas regiones del país, específicamente en Chilapa, Guerrero. Ahora que comenzaron las campañas en todo el país, en todos los niveles de gobierno, la condición de los candidatos debe ser colocada bajo la lupa.

Navarrete Prida señaló: “En dicha región ya han sido asesinadas cerca de 10 personas que tenían aspiraciones para contender por posiciones políticas, lo que es inadmisible, y por tanto debe haber responsables y consecuencias”. Es decir, también es responsable de la seguridad interna de México. Y desde esa plataforma de tareas la intensidad del trabajo es muy grande.

Una de sus principales tareas radica en que los mexicanos debemos tener cada día menos diferencias en lo económico, en lo político y en lo social.

En la historia de la Secretaría de Gobernación no ha habido un solo titular que trabaje ocho horas o que no vaya a trabajar en fines de semana. La responsabilidad de este cargo merece el respeto de todos los mexicanos sin importar si el responsable de esa oficina es de un partido u otro.

En cuanto a la trascendencia de las decisiones equivale a una proyección política de vicepresidente. Desde luego, en México esa figura no existe, pero seguramente en momentos como éste estaría representada también por Navarrete Prida.

Debe entender el encargado de la política nacional los vaivenes de los líderes de los diferentes partidos. Es el caso del PAN, cuyo líder nacional, Damián Zepeda, anunció el rompimiento de su partido con el gobierno federal luego de que fuera difundido un video del candidato del PAN a la Presidencia de la República en la PGR. Posteriormente el propio Anaya envía un tuit diciendo que quiere realizar una alianza con el presidente de la República o con quien sea necesario para que no gane uno de los candidatos que se encuentra en los primeros lugares de la preferencia del voto.

Es decir, aquí Navarrete Prida debe encontrar coherencia donde no la hay y no sólo conciliar sino armonizar para que la enemistad no se convierta en lucha entre grupos.

La violencia es uno de los problemas más graves del país y se lucha desde una tribuna no desde una trinchera, para resguardar la integridad de los mexicanos, esto debe ser muy tomado en cuenta porque la violencia sólo engendra violencia y arroja resultados que pueden implicar hechos de sangre.

En conferencia de prensa Alfonso Navarrete Prida reiteró que “los candidatos presidenciales están en su derecho de rechazar la seguridad que se les ofrece de buena fe para el desarrollo de sus campañas”.

El Secretario de Gobernación debe ver hacia diferentes aspectos de la vida desde un mismo nivel político. De su trabajo depende la armonía social, pero también otros equilibrios. Ahí en su dependencia está la tarea de normar las asociaciones religiosas, lo mismo que el padrón de las publicaciones y los medios de información, la seguridad y los equilibrios políticos. También la protección a los periodistas y la migración. En fin, se trata de una labor que cada día tiene nuevas sorpresas y mayores complejidades. Navarrete Prida lo ha hecho con la seriedad que requiere toda responsabilidad de esos niveles de concertación, en donde es experto y tiene en el diálogo y la negociación un don que le es propio y sabe utilizar de manera justa y equilibrada.

Sin duda el trabajo de Navarrete Prida durante las elecciones que se anuncian complejas, pero no conflictivas, se mostrará en su mejor forma. Hay músculo y experiencia para estas y otras labores en la dependencia. 

PEGA Y CORRE. - A 24 horas del inicio de las campañas en Veracruz las encuestas indican que en la disputa por la gubernatura hay empate técnico hasta el momento entre Morena y PAN. No sólo en la competencia por el gobierno estatal sino en las 30 diputaciones estatales de mayoría relativa y 20 por el principio de representación proporcional.