Debates así no les sirven a los mexicanos

Por: Abraham Mohamed

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Francamente, ese tipo de debates entre los presidenciables, son una verdadera payasada protagonizada por quienes así consideran ganarse la preferencia de los electores, rebajando, ¡por supuesto! el nivel que debieran tener esos encuentros entre ellos.

De los tres eventos programados por el INE, ya se realizaron dos, uno en la CDMX y el de ayer en Tijuana, donde se repitió “el numerito” de las descalificaciones y ataques entre los candidatos, pero ya en este le subieron el tono a las ofensas, faltándose al respeto, acusándose de hipócritas, mentirosos, canallas y hasta de malversar los fondos que reciben del INE los partidos que los postulan.

Entre forzadas sonrisas  y falsas frases de cordialidad, trataban de “suavizar” sus críticas pero en una de esas, cuando Anaya llegó hasta el atril de López Obrador espetándole en su cara una sarta de epítetos, pensé que El Peje le iba a soltar un mandarriazo, pero en vez de eso, apechugó y hábilmente le respondió, mañosísisimo como es, sacando su cartera, que no iba a dejar que se la robara, motejándolo como “Ricky, riquín, canallín”, lo cual aflojó la tensión e hizo carcajear a los asistentes.

Por supuesto que El Peje quien es una “chucha cuerera” en esto de la política, después de ese episodio “se amanó” dándoles una fuerte repasada a Anaya y a Meade con su cantaleta de que conforman el PRIAN “La mafia en el poder” y todo lo que ya tiene “bien montado” como discurso madreador.

Y luego, ladino como es, dejó transcurrir el tiempo con banal comentario para no responder la acusación que Meade le hizo de ser un empresario de la política al crear y ser dueño de Morena, partido por lo que obtiene un subsidio del INE, que son recursos públicos, por 3 mil millones de pesos al año, el cual maneja a su antojo junto con sus hijos, y que además recibe jugosos moches de sus senadores y diputados, sin hacer ningún pago de impuestos.

Sobre cómo promoverá la inversión en el país y qué estrategia seguirá para generar empleos; o cómo le hará para que las empresas contraten a “los ninis”; que los campesinos no siembren mariguana ni amapola; o para que Trump respete a México y no nos apriete más con el TLCAN; que dijera que plan tiene para duplicar el salario mínimo en la frontera y cómo, con qué y con quienes combatiría al crimen organizado, la respuesta que soltaba con desparpajo el Peje y que causó estupor a quienes la escuchamos, fue la misma: “con honestidad y acabando con la corrupción”. Uta…como si así fuera de fácil.

Yo creo que el señor no tiene ni idea de lo que entraña la gobernabilidad y administración de la República Mexicana.  

Ricardo Anaya que está debilitado por estar señalado como corrupto e implicado en lavado de dinero en Europa, al tener muy bien  ensayada su actuación en el escenario de los debates, todavía se acomodó bien en las respuestas que dio a las preguntas que hicieron los ciudadanos que por primera vez fueron convocados participar en este tipo de eventos. Pero no dió ninguna certeza a sus propósitos de solución a los problemas migratorios, ni al apoyo a los mexicanos en el extranjero ni tampoco al respeto que debe tenerle el Presidente Trump a México y a los mexicanos, etc. etc. Se le calificó como experto demagogo.

Rodríguez Calderón “El Bronco”, tal como es, muy orondo cotorreó a sus tres opositores y hasta se dio el lujo de hacer que se dieran la mano y se abrazaran El Peje, Anaya y Meade. Por supuesto que El Bronco está muy lejos de que la ciudadanía se manifieste ampliamente por él para llevarlo a la Presidencia.

Y José Antonio Meade, sobresalió porque sin duda tiene más experiencia en la administración pública. No en balde ha sido director de Financiera Rural, Secretario de Energía; de Hacienda, de Relaciones Exteriores y de Desarrollo Social, trayectoria que ha sido limpia y de resultados.

Fustigó a López Obrador al decirle que mentía al decir que los pobres son responsables de la violencia.

Sus propuestas fueron claras y precisas. Con relación a la corrupción en las Aduanas, tras aceptarlo y explicar que era por falta de equipos y protocolos para combatirla, se comprometió que al asumir la Presidencia de México, en un año quedarán blindadas con tecnología de punta, para evitar el ingreso ilegal de armas para la delincuencia que tanto daño nos causan y para frenar el contrabando de otro tipo de artículos o mercancías.

En el tema de los migrantes procedentes de Guatemala, Honduras y El Salvador  el proyectado apoyo de México con Meade de Presidente, consiste en un Plan Maestro de Infraestructura de Desarrollo en la región Sur Sureste de nuestro país, con 7 tramos carreteros, tres puentes y un hospital para zona fronteriza; 9 unidades médicas fijas y móviles para atención gratuita y medicamentos en albergues. Seminarios para mejorar la atención en los Consulados; atención a las causas de migración infantil. Tarjetas de Visitantes Regional para 280 mil personas en 3 años y Tarjetas de Trabajador Fronterizo para 50 mil  ciudadanos de Guatemala y Belice también en 3 años, con lo que de hecho se dará un espacio de dignidad y prosperidad compartida en nuestra frontera sur.

Respecto a la relación con Trump, el candidato Meade afirmó que en su gobierno no permitirá ningún tipo de acuerdo sobre cualquier tema que no esté basado en el respeto. Que no permitirá, bajo ninguna circunstancia, que se nos falte al respeto.

Cuando el moderador León Krauze le preguntó a Meade si el Presidente Peña Nieto se equivocó al invitar a Los Pinos a Trump cuando todavía era candidato, Meade respondió: “yo creo que, juzgado por los resultados, no” y se refirió a ellos así: “el TPP ya se salió; Acuerdo Nuclear de Irak ya se salió; del Acuerdo Migratorio de la ONU ya se salió; el Acuerdo de París ya se salió y hoy estamos negociando el Tratado de Libre Comercio.

Comentó, con referencia a la diversificación del comercio para no depender de EU –caso del TLC-, que recién se firmó un acuerdo  que nos permite venderle a la tercera región más importante del mundo donde están Japón y Australia, pero que la mala noticia es que “una secta  y fue la de Morena, la que votó en contra de esto en el Senado. O no sabe o no quiere que progresemos”, refiriéndose a AMLO.

Amplió su propuesta afirmando que hay que cerrar la distancia entre el Norte y el Sur y para eso hay que invertir más en el Sur llevando gas de Coatzacoalcos a Salina Cruz y de ahí hasta Tapachula comprometiéndose a tener mejores carreteras, mejores puertos y hacer bien la tarea para que esa inversión y el comercio ayuden, pero advirtiendo de que no hay que hacerse bolas, ya que comprar barato para traer a México y vender en Estados Unidos y en otros países, nos ayuda y que cerrarnos implica perder empleos, implica regresar al terrible año de 1988 lo cual nomás no es conveniente.

A la señora Teresa Reynaga, residente en Tijuana que expuso el tema de la inseguridad y violencia, Meade así le respondió con su propuesta contra la delincuencia:

“Una parte del problema tiene que ver con armas que llegan a manos de los delincuentes y la otra parte tiene que ver con la impunidad”, para enseguida leer lo que cimbró a los asistentes explicando que “está registrado en un expediente, de una gente que salió libre porque la policía hizo mal su trabajo”. Se trata de una exigencia de pago de  rescate por una persona secuestrada que dice así:

_”Soy la comandante Néstora Salgado, y solo le llamo para que a cambio de la libertad de su hija, me tiene que entregar la cantidad de 5 mil pesos. Así es que ya sabe, cuando tenga esa cantidad me la entrega y entonces yo le entrego a su hija”.

Y como cierre a esto, José Antonio Meade dijo de cara a México: “Néstora Salgado va a ser senadora plurinominal por Morena, una secuestradora que está libre por falla en la policía” y luego se dirigió hasta donde estaba López Obrador y le puso encima de su atril el escrito diciéndole: “Esto, Andrés Manuel, queda en tu conciencia”, lo cual desató los murmullos entre los asistentes.

Y así podemos seguir llenando cuartillas y más cuartillas de historias de perversa complicidad e impunidad.

Yo espero que en el tercer y último debate que será el 12 de Junio en Mérida en el Museo del Mundo Maya, se evidencie más y mejor, quien es quien en ésta singular contienda por la Presidencia de México, para que tú, amigo lector o amiga lectora, decidas tu voto, a sabiendas de que participas en el futuro de nuestra Patria en la que vivimos todos.

P.D: Ten muy presente: ¡No le des poder a quien te va a joder…!